Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Cómo sobrevivir al posparto

La maternidad no es como nos la pintan en las redes sociales.
Criar a tus hijos y al mismo tiempo mantener la casa en orden
Tratar de dormir mientras tienes una lista enorme de cosas pendientes dando vueltas en tu cabeza.
Esa lavadora sin poner…Esos platos por fregar.
Ese proyecto esperando a ser retomado en tu ordenador

Y te haces la promesa de empezar mañana a hacer deporte
y de dedicarte algo de tiempo a ti misma porque te has abandonado

Pero llega el momento y no sabes cómo hacerlo,
porque en esa lista pendiente hay muchas cosas que van por delante de ti.

Un consejo de corazón : Busca apoyo

Si te lo puedes permitir, contrata a alguien que se encargue de la limpieza de la casa por una temporada, así no te tendrás que preocupar por eso. Ojalá yo lo hubiera hecho en  mis primeros meses posparto, habría discutido mucho menos con mi pareja, y me hubiera sentido menos cansada y frustrada.
Y Si no te lo puedes permitir, pídelo de regalo. Créeme, tu bebé necesita menos ropita y regalos, y más de su mamá y su papá descansados.
Busca apoyo…  Es vital que te rodees de personas que puedan acompañarte, escucharte, ayudarte sin juzgarte,… Si tienes la oportunidad, asiste a un grupo de crianza o lactancia desde los primeros días. Allí, te darás cuenta de que el resto de mamás tienen las mismas dudas e inquietudes que tú.

Ninguna mujer debería pasar sola por el proceso de la maternidad.

En Nacer organizamos actividades para que las madres podáis venir con los bebés y compartir con otras madres. Hemos creado una  pequeña comunidad en donde nos ayudamos las unas a las otras.

Y por último, te aconsejo que Seas asertiva y firme con respecto al tipo de crianza que quieres aplicar con tu hijo.  Haz oído sordo a todos aquellos comentarios, opiniones, consejos, directrices, etc., que pongan en duda tus decisiones como madre.

Confía en que eres y serás una buena madre para tu hij@, y en que nadie conoce a tu bebé más que tú, con lo cual nadie mejor que tú para saber lo que tu bebé necesita. Escucha a tu instinto.

 

 

 

 

 

 

 

 

Abrir chat